PERE VENTURA JULIÀ

........., podria decirse que, sea cual sea su forma y contenido, la luz contenida, la sombra sin contrastes agudos y una muy personal manera de usar la perspectiva, los convierten en logros de gran belleza.

 

Sin precisar detalles, usando superficies planas y figuras torneadas, de fondos unidos y con cierto aire irreal el autor nos ofrece unas imágenes entre evanescente realismo y vocación de signo, con sugerencias de símbolo,

Algunas veces, la referencia del natural se pierde casi totalmente, para dejar campo libre a un geometrizar fondos y planos distintos, en seguimiento de unos ritmos casi musicales, hasta llegar a oponer una figura recortada en blancos absolutos a campos de cuidada descripción.

No hablemos de realismo, muy lejos de la intención de Ventura Julià, frente a la verdad anatómica, encontramos aquí las sensaciones que el natural levantó en el sentimiento del autor y el artista sabe presentarnos adecuadamente las “razones” de su sensibilidad. Da forma y contradice lo que ven sus ojos, para darnos una versión lo mas exacta posible, de su lectura del mundo al entorno.

Encontramos en estas obras un hacer sereno, un tratamiento meditado y sentido de cada elemento, un perseguir valores de esquema, una valorización de  texturas y un suave individualizar, dentro de la unidad absoluta de la composición, las características de cada imagen. Junto a ello, una poética indecisión abre horizontes al imaginar.

Por esta condición última de cierta vaguedad en los temas, de algo indefinido que flota en cada cuadro, de mas aéreo, los cuadros de Ventura Julià actúan sobre la sensibilidad del espectador como lo haría una composición musical, hablando a los sentidos con espontaneidad y de forma directa, sin mediar razones.

En su trabajo se hace verdad el aforismo de Ingres que hablaba del dibujo como honradez en el arte.

F. González Cirer

(Fragmento de “El dibujo como honradez en el Arte) 

 

¡Atención! Este sitio usa cookies y tecnologías similares. Si no cambia la configuración de su navegador, usted acepta su uso. Ver política